PRUEBA DINÁMICA: Lexus IS 220d Sport

Lujo y distinción

La nueva generación del IS presenta un imponente aspecto, siguiendo la linea impuesta por la anterior versión en lo que al frontal afilado y agresivo se refiere, así como la cintura alta con poca superficie acristalada, pero “cortando de raiz” con la zaga la cual estrena un nuevo diseño con los pilotos de nueva factura “escurridos” hacia los montantes laterales.

Exteriormente destaca el comentado frontal que incorpora una afilada parrilla, ambas componen un bello a la par que agresivo conjunto con los pilotos. Por otro lado, las bonitas llantas que equipa en origen la versión Sport, protagonista de nuestra prueba, dota al conjunto de ese “toque” deportivo perseguido en la misma.

Como en el salón de casa

Adentrarnos en el mundo del Lexus IS22d Sport es una de las más gratas experiencias, pues a un impecable puesto de mando que incorpora reglajes de asiento y columna de la dirección totalmente eléctricos, se suman los impecables asientos calefactables delanteros, que no solo sujetan a la perfección en las condiciones más duras, si no que además “miman” al pasaje, haciendo que los largos viajes lo parezcan menos. A este buen “ambiente” se suma la acertada combinación de tapicería que incorporaba nuestra unidad de pruebas, así como un alumbrado interior y del puesto de mando, autoadaptativo este último, muy logrado.

Un vez accedemos con el sistema carente de llave (todas las versiones del IS incorporan botón de arranque), nos acomodamos y comprobamos la altísima calidad de los materiales que dispone el japonés, un paso por delante de sus primos los Toyotas, viniendo además provisto de todo tipo de detalles de equipamiento para hacer más cómoda la vida a bordo; pequeños detalles en definitiva para disfrutar de la conducción. Como única concesión deportiva interior contamos con los pedales y reposapiés en imitación alumino.

En la parte posterior el habitáculo no resulta especialmente amplio, máxime si pretendemos acomodar al 5 personas, pues al ser tracción trasera el tunel de transmisión está presente en el habitáculo. El “precio” de la propulsión.

¿Es un coche? ¿es un ordenador? No, es un Lexus

En la consola central se agrupan los controles del equipo de sonido que incorpora un cargador de DVDs con una pantalla multifunción desde la cual podemos navegar por todas sus interesantes opciones, como son el Navegador GPS, radio, climatizador, asistente de parking con cámara externa, controles del teléfono, e incluso otras opciones menos vistas como agenda, planes de mantenimiento del vehículo, etc… alucinante, y desde luego nos hará falta algún tiempo para sacarle todo su rendimiento.

El Lexus IS 200d Sport incorpora otras utilizades como el aviso de velocidad y de sobrerégimen, ambos programables por el conductor y visualizables mediante el vistoso borde de las esferas del cuadro. Como punto flaco nos encontramos muchos menús de estos “gadgets” sin aún traducir al castellano.

Mucha seguridad

Todos los Lexus IS disponen de serie de 6 airbags frontales, laterales delanteros, de cortina y de rodilla para ambas plazas delanteras. A ellos se incorpora control de estabilidad y tracción, que si bien es desconectable se activa por si mismo una vez superamos los 60 Kms/h.

De la misma manera contamos con los siempre presentes ABS, así como faros bixenon con limpieza incorporada, y los automatismos de limpiaparabrisas y los comentados faros.

El IS incorpora el llamado VDIM, un sistema que va aparejado al control de tracción y que modifica la asistencia de la dirección en función de si nuestro vehículo subvira o sobrevira. En la práctica es inapreciable, con lo cual no hemos podido demostrar su “ciencia”.

En marcha

Un vez comenzamos a rodar es cuando comprendemos el buen trabajo realizado por Lexus, con una rodadura suave a la que acompaña un buen asislado del habitáculo. En autovías y autopistas es donde se encuentra como pez en el agua, donde los viajes se pasan volando y donde realmente queda patente lo cómodo que es el japonés.

Dotado en origen de control de velocidad y de todas las comodidades comentadas anteriormente, no nos dará ni la más mínima pereza emprender la marcha por larga que esta sea.

Su cara deportiva

No queríamos dejar pasar la oportunidad de ver hasta donde llega en Lexus IS 220d Sport en carreteras secundarias, desplazándonos para ellos a la serranía murciana donde pudimos comprobar las bondades del bastidor.

Bien el cierto que parece ir sobre railes; entra muy bien tanto en trazadas lentas como rápidas, siempre ayudado por su condición de propulsión que redondea ligeramente a la salida del al trazada. A esto último ayuda y mucho un control de tracción que, pese a nos ser plenamente desconectable, dispone de un tarado que nos permite ciertas “alegrías”.

En estas lides no va nada mal el buen equipo de frenos que monta, que nos ayuda a detener su alto peso sin rechistar, no mostrando síntomas de debilidad tras un uso medianamente intensivo.

Motorización y cambio, lo “peor” de lo mejor

Ciertamente la motorización diesel no es el mejor aliado cuando buscamos la deportividad del Lexus IS, no obstante se defiende bastante bien pese al lastre que debe arrastrar (empujar, mejor dicho). Se puede obtener buenas prestaciones pero los consumos se nos puede ir perfectamente a los 9-10 litros/100kms, aunque en una utilización normal podemos bajarlo a 8 sin mucho problema. No nos queda duda de que las versiones más potentes de gasolina nos dejarían gratamente sorprendidos en estas lides.

En cuando al cambio este merece un trato aparte, pues si bien monta unos desarrollos específicos y muy conseguidos en la versión Sport, el tacto de la caja de cambios no va para nada correspondido con lo que se podría esperar, un tacto muy de “todoterreno” con unos recorridos demasiado largos. Este es sin duda uno de los pocos aspectos que no nos ha convencido del Lexus IS220d Sport.

Resumiendo

El Lexus IS220d Sport se presenta como un berlina media muy distinta a la mayoría de su competencia, en consonancia por buscar similitudes con un BMW Serie 3. Interesante para aquellas familias con algo de “vena deportiva” y que se conformen con albergar a 4 plazas, y que puedan desembolsar los 43.560 Euros que cuesta la unidad probada.

DESTACABLE

-Equipamiento y detalles distintivos
-Comodidad y vida a bordo
-Bondades del chasis

MEJORABLE

-Consumos mecánica diesel
-Tacto del cambio manual
-Visibilidad trasera

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s